Manuel Navarro, Presidente de FENACO, declara: "Hay que acabar con términos como "medicina alternativa" para definir a la Naturopatia.

En entrevista realizada por ABC de Sevilla, Manuel Navarro, presidente de la Federación Española de Profesionales de Naturopatía, declara que: «Hay que acabar con términos como «medicina alternativa» para definir a la Naturopatia.

Manuel Navarro es Naturopata desde 1987, año en el que ingreso en la Federación de Asociaciones de Profesionales de Naturopatía (FENACO). Hace ahora tres años presentó su candidatura a la presidencia y se convirtió en su sexto presidente.

FENACO nació en 1984 con unas metas muy claras: luchar y velar por los intereses de los profesionales y por conseguir un lugar adecuado en la sociedad. Actualmente cuenta con unos 1.445 afiliados que se reparten en toda la geografía española, de los cuales 300 son andaluces.

La federación ha sido la encargada de organizar el «I Simposium de Naturopatía Manual » que hoy se celebra en el Aula Magna de la Facultad de Medicina de Sevilla.

El curso, en el que se tratarán temas como los «puntos gatillos» (zonas concretas en las que se localiza el dolor), el quiromasaje sobre las lesiones deportivas y la aplicación de la naturopatía manual (masaje) a la infancia, contará con la presencia de los «mejores especialistas del país», asegura Navarro.-

¿Qué es la Naturopatía?– Es la ciencia que estudia y aplica los métodos naturales a la salud y que engloba la utilización de plantas, el sol y el aire, técnicas manuales, los elementos como la acupuntura, la relajación y la hipnosis entre otros. Aunque se tienen conocimientos de que existe en España como ciencia desde 1922, no fue hasta principios de los ochenta cuando se crea un término para agrupar las distintas técnicas que la componen.-


¿Conoce la población su existencia?– Sin duda. Hasta nuestras consultas acuden personas de todas las clases y edades que lo único que desean es mejorar su estado de salud. En la mayoría de los casos se acercan a nosotros tras haber recibido un diagnóstico médico y tras comprobar los resultados siguen acudiendo con frecuencia. A pesar de todo, hay que acabar con denominaciones tan extendidas como «medicina alternativa» para definir a los especialistas en esta materia.-

¿A qué problemas os enfrentáis en estos momentos?– A los de carácter formativo. La demanda social aumenta rápidamente y se necesitan profesionales muy bien preparados para que ofrezcan mayor calidad de asistencia. La Naturopatía atraviesa actualmente una fase por la que ya han pasado estudios como Turismo, Psicología, Educación Física y Comercio, entre otras, que ya han ganado un merecido estatus académico y un respaldo social importante. Por este motivo, este año algunas universidades privadas de España contarán entre su oferta con la diplomatura en Naturopatía.-

¿Qué imagen tiene el colectivo médico de los naturópatas?– La visión que tiene del colectivo y de FENACO es bastante buena. Esto no quiere decir que no haya problemas, porque los hay como en todas las profesiones, pero son puntuales. A pesar de todo, en los 17 años que lleva funcionando esta entidad todavía no se ha presentado ninguna denuncia contra un naturópata español.-

¿Cuales son vuestros próximos proyectos?.- Estamos intentando firmar un concierto con el Servicio Andaluz de Salud para que la población acceda a los naturópatas de forma directa. Este proyecto también se está llevando a cabo en Castilla y León y en Valencia, donde se realizará el proyecto piloto.

Fuente ABC Sevilla (sábado 16 de junio 2001)