Área de conocimiento: Naturopatía Experimental: Sustancias Bioactivas: «Terapia multidiana de cáncer por genisteina»

Banerjee, S., Li, Y., Wang, Z., & Sarkar, F. H. (2008). Multi-targeted therapy of cancer by genistein. Cancer letters, 269(2), 226-242.

Las isoflavonas de soja se han identificado como componentes dietéticos que tienen un papel importante en la reducción de la incidencia de cánceres de mama y próstata en los países asiáticos.

Se ha demostrado que la genisteína, la isoflavona predominante que se encuentra en los productos de soja, inhibe la carcinogénesis en modelos animales.

Existe un cuerpo creciente de evidencia experimental que muestra que la inhibición del crecimiento de células cancerígenas humanas por genisteinis media a través de la modulación de genes que están relacionados con el control del ciclo celular y la apoptosis.

Se ha demostrado que la genisteína inhibe la activación de las vías de señalización NF-κB y Akt, ambas conocidas por mantener un equilibrio homeostático entre la supervivencia celular y la apoptosis.

Además, la genisteína antagoniza las vías de señalización mediadas por estrógenos y andrógenos en los procesos de carcinogénesis. Además, Se ha encontrado que la genisteína tiene propiedades antioxidantes, y se ha demostrado que es un potente inhibidor de la angiogénesis y la metástasis.

Tomados en conjunto, ambos estudios in vivo e in vitro han demostrado claramente que la genisteína, una de las principales isoflavonas de la soja, es un agente prometedor para la quimioprevención del cáncer y sugieren que podría ser un complemento de la terapia del cáncer en virtud de sus efectos sobre la resistencia a la radioresistencia y quimiorresistencia.

En esta revisión, intentamos proporcionar pruebas de estos efectos preventivos y terapéuticos de la genisteína de manera sucinta, destacando el conocimiento exhaustivo del estado del arte con respecto a sus efectos biológicos y moleculares multidireccionales en las células cancerosas.

En conclusión, la genisteína ingerida a través de fuentes de alimentos naturales ejerce sus efectos anticancerígenos, mediada a través de su (s) mecanismo (s) molecular (es) de acción pleiotrópico sobre el ciclo celular, procesos apoptóticos celulares, angiogénesis, invasión y metástasis. Estos efectos pueden deberse principalmente a los efectos específicos de la genisteína en las rutas de señalización de Akt, NF-κB, MMP y Bax / Bcl-2.

Sin embargo, más investigación básica y clínica en este campo de rápido crecimiento de isoflavonas debería proporcionar lecciones para su aplicación definitiva en el campo del cáncer.

Dichos avances proporcionarán datos críticos que serán respaldados por ensayos clínicos definitivos para demostrar o refutar si la isoflavona, la genisteína, podría cumplir su promesa como un agente quimiopreventivo y / o terapéutico contra los cánceres humanos con la máxima confianza.