El Profesional Naturópata Colegiado desarrolla conocimiento y habilidades para afrontar los conflictos éticos que surgen durante la práctica profesional,

La Naturopatía como Ciencia y Profesión utiliza el patrón de conocimiento ético para solucionar los problemas a los que se ve enfrentada el Profesional Naturópata Colegiado durante el desempeño de sus funciones.

Para ello el Profesional Naturópata Colegiado desarrolla conocimiento y habilidades para afrontar los conflictos éticos que surgen durante la práctica profesional, con el fin de tomar decisiones lo más correctas posible.

En la Naturopatía, a través del tiempo se han operado grandes cambios en la problemática de la ética, lo que ha generado la creación del Código Deontológico de la Profesión Naturopática por pare de la Organización Colegial Naturopática.

La Naturopatía tiene un vinculación etrecha con la la ética. Tan es así que podemos examinar la praxis profesional Naturopatica desde varias perspectivas cuyo común denominador es la ética: la responsabilidad, el Servicio Profesional de Naturopatia y la profesión.

La Naturopatía, a lo largo de su historia, ha ido introduciendo la ética en su quehacer profesional, ya un Profesional Naturópata no es solo un técnico sino aquel que pone los conocimientos y las técnicas propias de su campo al servicio de los fines que dan sentido a su profesión.

Por tanto, la ética Naturopática constituye uno de los pilares más importantes e indispensables en los Profesionales Naturópatas Colegiados, entendida como una medida de autocontrol profesional que significa la aceptación por parte del mismo, a la responsabilidad y confianza que en él ha depositado la sociedad, y que a través de sus conocimientos, actitudes y destrezas, sean capaces del quehacer disciplinario a partir de la función esencial que rige a todo profesional en los diferentes roles en los que se desenvuelve, ya sea como Naturópata, docente o colega.